#hoysupe sobre una de las mujeres más inteligentes en la historia de México.

Juana se intenta poner el pantalón mientras sigue a su mamá por la cocina. “No, Juana. Ya te lo dije 6 veces y no lo voy a repetir”.

La pequeña hace una mueca mientras lucha con la prenda. Se termina de subir el pantalón y se mira en el espejo que tienen cerca de la sala. “¡Mira! Ya soy un niño. ¡Por favor!”. La señora voltea a ver a su niña.

Tal vez no es tan descabellado como parece. Pero ¿si el gobierno la descubre? Las mujeres no pueden ir a la escuela o recibir algún tipo de educación.

El problema es que su hija tiene razón. Y además sería un desperdicio no aprovechar el intelecto de su pequeño genio.

La mira a los ojos y se agacha para estar a su altura. La pequeña se acerca con ansiedad. “Vas a aprender mucho más de lo que crees. Hay un destino lleno de conocimiento para ti, solo debes esperar. Pero por lo pronto la respuesta es no, no puedes ir a la escuela, eso es solo para los hombres”. La pequeña Juana no sospecha que la historia le tiene reservado un lugar especial.

¿Te acuerdas a los cuantos años aprendiste a leer? Se dice que la edad promedio en la que un niño debería aprender a leer son los 6 años. Juana ya sabía leer a los tres años y a los ocho ya había escrito su primera loa. También logró dominar el latín en sólo 20 lecciones. ¡Era una pequeña genio! Para autocorregirse, Juana se cortaba mechones de pelo diciendo que no merecía belleza exterior si no tenía belleza intelectual. ¡Imagínate!

Con los años se convertiría en la famosa Sor Juana Inés de la Cruz, reconocida intelectual y estudiosa del mundo de las letras y algunas ciencias.

Pionera en el tema de los derechos de las mujeres, la Décima Musa logró demostrar que una mujer tenía la misma capacidad que el hombre para aprender. No importa de dónde seamos, de que sexo seamos o cómo nos veamos, todos tenemos oportunidad de aprender y ser brillantes.

Sor Juana de la Cruz

Sor Juana de la Cruz